12.10.08

Reflexiones sobre la Nueva Museología en España

Universidad Antonio de Nebrija
Campus de la Berzosa

www.nebrija.es


Óscar Navajas Corral
Universidad Antonio de Nebrija
Madrid


Propósitos

La Nueva Museología que entró en España en los años setenta y que tuvo sus primeras manifestaciones a comienzos de los años ochenta. Durante unos años parece que quedó aletargada o relegada a un segundo plano bajo el dominio de museología más cercanas al esteticismo de la contemporaneidad.

En la actualidad asistimos a un resurgir de los planeamientos y los parámetros teórico/filosóficos de la Nueva Museología. Gestores Culturales, Antropólogos, Sociólogos, Museólogos e Historiadores entre otros profesionales, ven en la Nueva Museología una posible solución a las problemáticas de la sociedad postmoderna española.


¿Bajo qué parámetros podrías medir el impacto social que ha tenido la nueva museología en tu región o país?

En la sociedad actual cualquier acción o actividad cultural se desarrolla con un claro objetivo: rendir un beneficio. Este beneficio puede ser tripartito: cultural, social y económico.

En la Nueva Museología, y en concreto en el caso español, quizá estos sean los parámetros con los que se deban medir el impacto social que han tenido las acciones de la museología social o nueva museología.

Desde los años noventa hasta la actualidad el territorio español ha sido partícipe de una bonanza económica apoyado, en gran medida, por los programas y las ayudas de la Unión Europea. Esto ha permitido que las infraestructuras sociales y culturales proliferasen en el mapa espacial español.

· En lo cultural y social los españoles hemos visto enriquecer nuestras ciudades y poblaciones locales con numerosas infraestructuras culturales y sociales (así como museales) de nuevo cuño. Hemos participado en la expansión de dos modos de entender la institución social y cultural: el Museo.

o Por un lado, el boom de museo estrella se ha generalizado. Toda ciudad española estaba deseosa de poseer un Museo ¾fundamentalmente de arte contemporáneo¾ espectacular, radiante y fetichista, que se convirtiese en el lugar de peregrina para el turista contemporáneo. Las experiencias las tenemos en el Museo Guggenheim de Bilbao, el MUSAC de León, el IVAM, etc.; o podemos acercarnos a os llamados centros culturales contemporáneos como Caixa Forum o la Casa Encendida.
o Por otro la lado los programas de desarrollo rural y local han propiciado otro boom museístico. El de los museos locales[1]. El museo local se ha convertido en la pieza donde los poderes políticos se miran para contemplar su “adecuada” gestión, y donde la población que los sustenta ve un síntoma de modernización y compromiso político. Me siento lejos de poder valorar y afirmar que se hayan o estén convirtiendo en un reflejo de la identidad de la población local.

· En lo económico estas experiencias han supuesto el incremento de presupuesto y el incremento, igualmente, de diversas actividades del sector servicios. Principalmente han servido para el desarrollo y potenciación del turismo de interior. Un turismo que en España estaba a la sombra del turismo de sol y playa.

En conclusión la situación de estos treinta años de museología en España se caracteriza por una preocupación por crear espacios culturales y por el incremento de la industria turística. Ambas características han transcurrido prácticamente indisociables, planteánose el dilema de la ruptura de equilibrio que las sustenta.


¿Con el transcurrir de los años, cuales serían las principales debilidades o problemas de la nueva museología en tu región o país?

Como movimiento la Nueva Museología debemos recordar que en España no ha tenido un calado institucional tan profundo como en otros países (Francia, Portugal, Canadá…). No obstante hemos tenido y tenemos personas inquietas y preocupadas por la misma problemática que la Nueva Museología. Entre otros: Xosé Serra, Mateo Andrés, Montserrat Iniesta, Iñaki Díaz Balerdi, etc.

Este panorama unido a las reflexiones del apartado anterior nos hace apuntar las debilidades, problemas, o si no se desea ser pesimista, particularidades a mejorar:

· La excesiva politización en la toma de decisiones a la hora de crear y realizar proyectos sociales y culturales. La intervención y la democracia cultural es escasa. Se parte en gran medida de la imposición de una decisión política.
· Esto, hace que la participación social sea deficitaria. Las políticas de los museos siguen partiendo de dentro de la institución hacia fuera y no en un diálogo de ambas. Una especie de neoliberalismo ilustrado donde el parámetro es: todo para el pueblo, pero sin el pueblo.
· La idea de la Nueva Museología de ser revolucionaria ha perdido fuerza al estar inmersa en un país basado en la sociedad de consumo. Esto propicia que la idea de mantener un estatus de abajo a arriba sea complicado. Una sociedad que desea consumir más que crear.
· El turismo es un ente beneficioso a la vez que perverso. Es un apoyo, una herramienta; pero se puede convertir en una amistad engañosa.

¿Cuáles experiencias de nueva museología recomendarías que tus colegas conocieran y por qué?

Actualmente la proliferación de museos locales y ecomuseos en España forma un panorama excesivamente complejo y disperso. En cuanto a instituciones que han optado por autodenominarse “ecomuseo” disponemos de más de 50, la gran mayoría creadas a partir de 1995 y 2005. Instituciones jóvenes y, como ya mencioné en alguna ocasión[2], más cerca de la industria del Turismo Cultural que de la Nueva Museología.

No obstante si que me gustaría señalar algunas experiencias que pueden considerarse dentro de la órbita de la Nueva Museología

· En la provincia gallega de Orense, en el noroeste de España nos encontramos el Museo Etnológico de Rivadavia. El museo se ha convertido no en un atractivo turístico más sino que es el lugar donde se gestan actividades culturales y económicas para toda la comunidad. Uno de las características es que ha pasado de ser una zona industrial en declive a proporcionar un crecimiento del sector vinícola. El museo como ejemplo de institución activa y para el desarrollo de la comunidad
· En Alicante encontramos un museo local: el Museo de Villajoyosa. Un museo que parte de la iniciativa comunitaria y donde sus actuales responsables aplican las teorías de la nueva museología
· Una de las experiencias más importantes y emblemáticas e la Nueva Museología fue las realizada en la zona aragonés del Maestrazgo. Si bien esta experiencia sigue vigente, también es cierto que las nuevas generaciones de profesionales han creado una red en la zona aragonesa de instituciones museales con las siguientes características:

o La relación entre territorio, patrimonio y comunidad es una de las claves en el trabajo que se realiza.
o El aporte de la ley de parques culturales a propiciado que todo lo que se plantee en ese territorio y en ese patrimonio sea para el beneficio (económico y social) de toda la comunidad; y para afianzación entre el patrimonio natural y la población, y la relación con su patrimonio como elemento de refuerzo identitario.
o El sector turístico es un herramienta para este territorio. De aquí que se apueste por un turismo controlado, y especializado. Esto genera un carga de visitantes deseosos de comprender y conocer, alejado de las masificaciones.

· En Ávila ha surgido VAGEM (Valoración y Gestión de Ecomuseos), una red de desarrollo rural que tiene sus compromisos puestos en concienciación con el patrimonio y la comunidad, y el medio ambiente y desarrollo sostenible. Trabajan en el ámbito de los ecomuseos creando una red europea de ecomuseos. E la actualidad acaban de inaugurar el Ecomuseo de Muñogalindo y algunos de sus socios son el Ecomuseo del Auvergne (Francia) y el de Barroso (Portugal).
· Se están gestando nuevas experiencias de musealización territorial que, poco a poco, se acercan a los parámetros teóricos de la Nueva Museología. Con motivo de la recuperación del Patrimonio de la Guerra Civil Española, numerosas asociaciones se han puesto a trabajar sobre un patrimonio disperso en diferentes territorios de la península y con la concienciación de la población. Buena cuenta de ello son Castuera (Badajoz), Monearos (Aragón) o Rivas Vaciamadrid (Madrid).

En estas líneas soy consciente de haber dejado en tintero numerosas experiencias que está en el ámbito de la Nueva Museología y a las que se les debe su merecida atención.

Me gustaría hacer un inciso en estas palabras ara retomar un tema tratado anteriormente. Me refiero a la proliferación de Museo Estrella y Centros Culturales Contemporáneos. En España se tiene la sensación que la Nueva Museología está destinada a las zonas rurales y con déficit identitario y económico. Pero la realidad es que los lugares urbanos donde se han construidos estas factorías del ocio llamadas Museos y que son la meca de los turistas y la guinda del pastel de los poderes políticos, se han convertido en regeneradores e barrios marginales y generadores, as u vez, de políticas sociales y culturales adecuadas. La museología crítica y del enfoque ha sido la que más a aportado estos nuevos escenario. Creo que lo que les faltan es un implicación más directa con la comunidad que habita a su alrededor. La Nueva Museología tiene mucho trabajo en este sentido, puede aportar el diálogo comunitario que hace falta a estos gigantes de la museología para ser entidades completamente sociales (Forum-Agora). Igualmente soy consciente de que este planteamiento roza la utopía, pues estas instituciones están escesivamente politizadas y monopolizadas por poderes estatales; así como se debaten continuamente por conseguir más y más visitantes. Están en continuo debate entre su razón de ser como instituciones al servicio de la sociedad y auténticas fábrica de captación de clientes. No quiero dejar estas líneas sin dejar que patente que muchas de las nuevas generaciones de profesionales que trabajan en dichas instituciones están muy cerca de los planteamientos de la Nueva Museología (véase el caso del Museo del Traje de Madrid, el MNCARS de Madrid o el MUSAC de León) y esto es un hecho que se debe tener muy en cuenta.


¿Cuáles serían tus propuestas y estrategias a corto y mediano plazo para fortalecer y consolidar la nueva museología a nivel regional e internacional?

· Una de las estrategias fundamentales es aunar ideas, profesionales y experiencias prácticas. Numerosos ecomuseos, museos locales, muselizaciones de territorio desconchen la existencia del MINOM y de la Nueva Museología en general. Sin embargo todos ellos trabajan ¾podríamos decir de forma natural e innata¾ bajo las teorías de la nueva museología, fundamentalmente bajo la ecuación de relaciones: Territorio-Patrimonio-Comunidad.
· El sector turístico no se debe ver como un enemigo sino como un aliado al que hay que educar. El problema del turismo es su descontrol. Se debe tener siempre la premisa de: Concienciar.
· En España la educación museológica está prácticamente limitada a la educación de postgrado (sobretodo Master). La reforma educativa universitaria que vive Europa defería se el punto de arranque para que os estudios de museología se presenten como un grado o como disciplina colateral con el resto de las Ciencias Humanas y Sociales. Asís mismo, los docentes que se sienten identificados (o incluso que conocen) con la Nueva Museología es relativamente pequeño como para dar a conocer sus planteamientos.La Nueva Museología y los profesionales que la profesan deben tener ese carácter disciplinar que hace que un proyecto que trata con un paisaje (urbano o natural) y una sociedad necesitan. Deben, también, ser conocedores de las realidades sociales y económicas de los proyectos que se van a llevar a cabo. La formación del “nuevo museólogo” debe tener un apartado para los estudios de evaluación y de gestión económica que haga sus propuestas y actividades viables a medio y largo plazo.


[1] Recientemente los profesores de la Universidad de Barcelona Joan Santacana y Nayra Llonch, han publicado el libro: Museo Local. La cenicienta de la Cultura. En este libro se reflexiona sobre la necesidad, las características y la viabilidad de este fenómeno. El libro está publicado por la editorial TREA, Gijón, 2008.
[2] Consultar los archivo de la página de internet de Hugues de Varine: http://www.interactions-online.com/

Sem comentários: